viernes, 9 de junio de 2017

Yemaya, Diosa Madre del Mar

© Copyright Carmen Jijón. All rights reserved worldwide.

Yemayá es la Reina del Mar y diosa de la fertilidad, protectora de las mujeres, fuente de la vida. Ella es la diosa yoruba del mar y de la luna, representa el arquetipo de la madre. Es la Diosa Madre que da la vida a todos los seres sobre la tierra y la sostiene con su generosidad. Provee en abundancia y por ello simboliza la energía nutricia, que alimenta y apacigua. Sin embargo, al ser una diosa del mar, Ella da amor inconmensurable, pero no regala su poder.

Como diosa oceánica y arquetipo del mar, representa el inconsciente colectivo y posee una sabiduría profunda y antigua. Es la guardiana de los secretos que están sumergidos bajo el mar.  

Yemayá fue creada por Olofi y ha existido desde el inicio de la creación. Junto a su esposo Obbatalá, dio vida los demás orishas, por lo que se le conoce como diosa madre por excelencia. El culto a la diosa nigeriana Yemonja –diosa de la sal y el agua dulce- se extendió hacia América del Sur y adoptó varios nombres, como Iemayá, Yemanyá, Yemanja, Iamange o Jemonja, pero permaneció su designación como diosa del mar y madre del sol. Su relación con la luna es más intensa con el aspecto de la luna creciente que con los otros aspectos, dotándola de fuerza e influencia siempre en aumento.
La diosa Yemayá es el origen de todas las aguas, incluso los ríos del oeste de África, en especial el río Ogun, que queda en la región de Lagos en Nigeria. Su nombre proviene de la contracción de Yey Omo Eja que significa "la madre cuyos hijos son peces". Es una diosa bondadosa y noble y enseña a los seres todo sobre el amor y la creatividad. A la vez, es una diosa fuerte y decidida que si bien está siempre presta tanto a dar protección, alimento, compasión y misericordia, también es severamente justa e implacable a la hora de dar sus castigos.


En un momento Yemanjá se sincretizó tanto con Stella Maris como con la Virgen de la Regla. Pero hoy en día, ya sin los prejuicios de las religiones predominantes, la “Reina del Mar” es adorada con su propio nombre. 

Cuando la Diosa Yemayá aparece en nuestras vidas, nos anuncia que se están abriendo puertas para nosotros, que están surgiendo oportunidades doradas de conocimiento, sabiduría, cambios positivos y regalos que debemos aprovechar.


Atributos de Yemayá:

  • color: azul en todas sus tonalidades
  • número: 7 y sus múltiplos
  • animales: caballos de mar (hipocampos) y todos los peces. Aunque se dice que para ella son sagrados los pavo reales y los patos.
  • símbolos: 7 remos, 7 manillas, una corona, timón, barcos, conchas, corales, un sol, una luna llena, 1 mano de caracoles, una sirena, platos, un salvavidas, una estrella, una llave, una maraca pintada de azul, abanicos redondos, 
  • metales: hierro y plata
  • comida: plátanos, naranjas, pescado, fréjoles negros, azúcar morena, papayas, uvas, piñas, manzanas, sandías
  • hierbas: culantro, sábila, verbena, malanga, bejuco

Un patakín es un mito, historia o leyenda sobre los orishas yoruba. A continuación uno sobre Yemayá:

LA BONDAD DE YEMAYÁ: 

"Olofin estaba disgustado con todos los pobladores de la Tierra porque lo habían olvidado. Por eso les quitó la lluvia, lo cual provocó una sequía prolongada. Empezaron a morir los animales, las siembras se secaron y casi no había agua que tomar. Los orishas, preocupados por la situación y a quienes Olofin había entregado el cuidado del mundo, se reunieron y decidieron enviar a Yemayá para que fuera a ver a Olofin y le suplicara su perdón.

Yemayá emprendió el camino de la montaña donde está el palacio de Olofin. Ascendió durante varios días y con mucho trabajo por una angosta senda. Cuando llegó a los jardines del palació, tenía tanta sed que no pudo resistir y se arrodilló a tomar agua en un charco pestilente.

Mientras tanto Olofin, que había salido a dar su paseo matinal, vio desde lejos que alguien se había atrevido a perturbar su tranquilidad. Al acercarse para ver quién era el intruso, se quedó perplejo al encontrarse con Yemayá que tragaba ansiosa el agua sucia del charco. Fue tanta la compasión, que le dijo que se levantara, que perdonaba a los hombres gracias a ese acto de ella y que les mandaría el agua poco a poco, para que no hubiera daños. Por eso es que hay que darle agua a los santos cuando vienen."

Sobre ella se dicen muchas cosas, en especial que tiene un carácter indómito, que es presuntuosa, orgullosa y altanera, pero ¡hey! es la madre de la creación ¿qué esperaban? Además, si el mar es su elemento, no se puede pedir menos del símbolo de lo indómito, que es tanto generoso como peligroso. Y no se olviden de ofrecerle flores blancas...

Fuentes: 
Para más información sobre la religión yorubahttp://www.hechizos.us/santeria/yemaya-iemanya-iemanja.html
http://cubayoruba.blogspot.com/2007/01/yemaya.html
http://patakiyoruba.blogspot.com/2007/04/la-bondad-de-yemay.html

No hay comentarios:

Contribuyentes